Junta Directiva Arame con Javier Vázquez (Ainhoa Ruiz Pinilla, Myriam Monterde, Marimar Martínez, María Jesús Lorente, Blanca Fernández-Galiano, Isabel Lahuerta y María José Galardón)

Tuvimos la oportunidad de celebrar un nuevo DESAYUNO ARAME con el periodista y director del Programa Escúchate de Aragón Radio, Javier Vázquez, en el Hotel Meliá Zaragoza Corona.

En clave de humor y magia fuimos descubriendo de la mano, mejor dicho de la palabra de Javier Vázquez, cómo se cocina con chistera y tres toques de varita mágica los ingredientes para conseguir hacer posible lo que parecía imposible, o cómo desde el teatro, en definitiva, desde la interpretación, podemos aprender a escuchar y observar, habilidades tan necesarias e imprescindibles en la gestión diaria de nuestras empresas.

Y así, con la Calabaza del 1,2, 3 y unos cuantos trucos y mucha ilusión, descubrimos que en las pequeñas cosas está lo más grande. Y por qué el humor no está reñido con los negocios, de hecho, en la cultura anglosajona se concibe perfectamente que el humor esté involucrado en los mismos. A fin de cuentas, todos podemos coincidir en que lo importante no es ser serio, sino ser serio en las cosas importantes.

El humor puede ser un bálsamo para decir o transmitir cosas que de otra manera podrían resultar duras o hirientes, y que así se suavizan, y de esta forma no les damos más importancia de la que tienen. Y sobre todo nos ayuda a crear un ambiente de trabajo más cercano, o que, por ejemplo, los lunes por la mañana sean menos duros.
Así que con humor y con magia podemos transformar los momentos adversos en oportunidades, a través de la innovación y de la comunicación. 

Saber transmitir mediante la diversión, la sorpresa, es algo infinitamente más positivo y enriquecedor de lo que a primera vista puede parecer. 

Saber mantener la atención de nuestro interlocutor, llegar a conquistarle a través de la escucha activa es una vía muy recomendable para obtener buenos resultados en nuestras empresas.

En clave de humor y de magia, los empresarios, los gerentes y profesionales tenemos muchas cosas en común con el mundo del espectáculo, entre otras, vivimos constantemente al borde de un ataque de nervios y que esa gestión del caos sin duda nos hace más creativos, y nos ayuda en décimas de segundo a encontrar la solución a los problemas que se nos plantean diariamente.

Decía Albert Einstein que la creatividad es la inteligencia divirtiéndose.
A veces solo necesitamos que nos hagan ver la realidad con otros ojos, los de la fantasía y la imaginación que tan necesarias son para salir adelante, y poder alcanzar nuestros sueños.

_

María Jesús Lorente

Presidenta ARAME